Cumpleaños en Tu Komodín: todo perfecto

Os quiero contar cómo fue mi experiencia en la sala de eventos Tu Komodín, ahora que tengo la experiencia calentita.

tu komodin

Mis hermanas decidieron celebrar conjuntamente los cumpleaños de dos de mis sobris en una sala. Y eligieron, el motivo no lo se exactamente, la sala Tu Komodín para ello. Y ayer llegó el día en que mi sobrinita Vera cumplía 5 años y mi sobri Juan lo celebraba con ella también, a falta de 4 días para su también quinto cumpleaños. Y a las 6 nos juntábamos toda la familia. Y yo, con mi lupa para no perderme detalle y poder contároslo todo.

Lo primero que me llamó la atención al entrar fue la luminosidad y el espacio de la sala. Una sala de dimensiones cuadradas y paredes blancas. Todo perfectamente colocado. Todo muy ordenado. Todo muy limpio.

tu komodin

Nada más entrar un par de sofás y un burro invitan a deshacerte de las bolsas y los abrigos. Frente a mí, un amplio espacio donde mis hermanas ya habían preparado las mesas, grandes para los adultos y bajitas para los peques. Una cocina tipo americana que no pude apreciar (en la foto se ve solo la mitad de la cocina) porque estaba llena de bolsas de patatas, platos de embutido y boles con crema de pimientos, pero que se adivinaba funcional e impoluta.

tu komodin

Y la zona de juegos. Ésta me sorprendió porque me la esperaba más simple. Una cocinita, una pizarra, estanterías con juguetes y cuentos. Garajes y dinosaurios. Un correpasillos perfecto para mi sobrina Ana, que empieza a dar sus primeros pasos. Y el txikipark. De dos pisos, con tobogán, con piscina de bolas, rampas…

Una pedazo de tele con playstation, que nosotros ni siquiera encendimos, pero que comento por aquí porque imagino que para algunos será un puntazo a favor.

Dos baños (híperlimpios también), uno con cambiador para bebés, y un pequeño almacén con las mesas, sillas y material de limpieza, completan la sala. Y dos tronas, que han pensado en los más pequeños de la casa.

Importante también, sobre todo si el cumpleaños es masivo, es la posibilidad de que los peques salgan fuera a correr. La puerta trasera da directamente a una amplia zona ajardinada.

Estuvimos muy muy agusto, tanto que pensamos en reservar la sala para el día de Nochevieja. Peeeero, hay una familia que se nos ha adelantado. Así que el año que viene estaremos atentos el mismo 1 de enero.

Comimos, jugamos, bailamos y comimos tarta. Que os las enseño para que las veías, porque me parecieron súper originales. Tartas decoradas con los dibujos de los protagonistas. Me encantó!

Tu Komodín está en Ripagaina. Os dejo el enlace a su web aquí.

No conozco personalmente las demás salas, pero desde luego esta me ha encantado! Muy muy recomendable…

Por poner una pega, tienen las típicas máquinas de bolas, que como era de esperar acabamos alimentando con monedas a cambio de 6 pelotas pegajosas, que hoy ya están en el cajón de los olvidos (el paso previo de la basura…). Pero vamos, el pero es mío, que mis hijos y mis sobrinos y sobrinas estaban encantados!

Felices cumples en Tu Komodín!

 

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *